CONSEJOS PARA LUCIR UNA PIEL RADIANTE.

El vestido, los zapatos, el maquillaje, el peinado, el yugo, etc.  Así se podría continuar mencionando una larga lista de nuestras prioridades al momento de empezar con los preparativos para nuestra boda; pero donde queda nuestro rostro?, pues cabe destacar que es de los puntos más relevantes a la hora de nuestra boda, ya que en el reflejamos nuestra felicidad, tranquilidad, satisfacción, cansancio, tristeza, salud, etc. Por ello no debemos olvidar lo importante que es dedicarle tiempo a nuestro rostro antes de un evento importante en nuestras vidas y más aún si es nuestra boda.

Debemos tener en cuenta que el estrés se refleja en nuestro rostro con deshidratación, ojeras, acné, manchas, etc. Por suerte es algo que podemos controlar nosotras mismas con un buen cuidado y acompañado de buenos profesionales, Pese a que, día a día, luchamos contra las impurezas,  es necesario realizarse, cada mes una limpieza de cutis profesional que restaure por completo los niveles de higiene necesarios para mantener nuestro rostro en perfectas condiciones. ¡Tenlo en cuenta!

Para empezar bebemos tener una rutina en nuestra casa y veras como tu piel lo agradecerá.  ¡Te explicamos los pasos a seguir!

  1. Desmaquíllate

Sin duda es el primer paso para poder actuar sobre la piel. Para ello, te recomendamos que elijas un producto adecuado a tu tipo de piel (seca, grasa, mixta…). Puedes utilizar leche desmaquillante o agua micelar sobre discos de algodón y retirar el maquillaje de forma suave y en movimientos circulares.

  1. Limpia tu piel en profundidad

Como comentábamos antes, procura descongestionar tus poros al menos una vez al mes, puedes hacerlo en casa o acudiendo a algún centro de estética, ¡eso va en el gusto de cada una! Pero también intenta purificar tu piel con algún producto ‘extra’. Sin duda, nuestra recomendación es que profundices en una exfoliación de la piel con un buen producto que te asegure resultados, podrías utilizar bicarbonato, es excelente para una buena exfoliación, pero recuerda no exceder  en su uso.

3. Hidrata tu piel

Este último paso es muy importante para un buen resultado en nuestra limpieza facial. Aplícate una crema o mascarilla hidratante que sea óptima para tu piel, ¡y listo!

 

Recuerda tomar una cantidad de agua adecuada cada día, las frutas y verduras nos ayudan a mantener con más vitalidad nuestra piel.

Procura no realizarte procedimientos fuertes pocos días antes de tu boda o evento importante y no olvides que tu mejor amigo para una buena piel es el bloqueador de uso diario.